¿Qué se recicla, y qué no?

La separación de residuos evita que todo termine en el relleno sanitario (transformándose así en basura). Con la sencilla acción de separar nuestros residuos a diario, gran parte de los materiales pueden ser recuperados y posteriormente reutilizados, reciclados o aprovechados. La pregunta esencial es qué podemos reciclar, y qué no; y cuál es la manera correcta de hacerlo. Aquí esperamos poder orientarte un poco más.

VIDRIO

Para poder reciclar los envases y botellas de vidrio se debemos remover las etiquetas y las tapas, además de lavarlos y secarlos.

Sí se reciclan: frascos en general, perfumes, botellas de bebidas, vinos y licores.

No se reciclan: espejos, ampolletas, loza, cristales, vidrio templado y ventanas.

PLÁSTICOS

Para reciclar el plástico tipo PET –identificados por el número 1, como botellas, por ejemplo- se debe quitar las etiquetas y las tapas de los envases. Debemos lavarlos y secarlos  y, tras ello, aplastarlos.

Sí se reciclan: botellas de bebida, agua y jugos.

No se reciclan: botellas PET de aceite o vinagre porque el envase queda con algunos restos del contenido.

En el caso de las bolsas plásticas, es importante señalar que no se reciclan en todos lados, pero hay varios puntos verdes que sí reciben las bolsas plásticas. Asegúrate que no contengan ningún residuo, esto es vital porque cualquier objeto extraño contaminará el plástico a medida que se recicla.

PILAS

Las pilas en desuso, que son altamente tóxicas, sólo deben ser llevadas a los centros que reciban este tipo de elementos para su aislación. En nuestro país no se reciclan pilas, pero sí se separan de otros desechos domiciliarios. Los tipos de pilas que sí se reciclan son las alcalinas y de botón (las tradicionales de reloj).

PAPELES Y CARTONES

Para poder reciclar papeles, éstos deben estar libres de corchetes, cinta adhesiva o clips; en tanto, las hojas tampoco deben estar anilladas. Las cajas deben estar aplanadas.

Sí se reciclan: papel de diarios y revistas, cartones, cartulinas, papel blanco y otros.

No se reciclan: servilletas, papel higiénico, o cartones que tengan restos de comida o de material orgánico en su superficie.

LATAS

El aluminio que contienen las latas se puede recuperar infinitas veces. Para reciclarlas, debemos asegurarnos que las latas estén vacías, limpias y aplastadas.

Sí se reciclan: latas de bebida, de cerveza y láminas de aluminio.

No se reciclan: latas de aerosol, tarros de pintura o tarros contaminados con productos tóxicos.


TETRA PACK

Para reciclar este tipo de cartones, simplemente se deben lavar, secar y aplastar.

Se pueden reciclar todos los envases para líquidos como lácteos, salsas, jugos y también alimentos en conserva.

Deja tu comentario

Ten en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados.